Productos químicos industriales en Colombia
Manipulacion-de-alimentos

Consejos para una correcta manipulación de alimentos

La importancia de manipular correctamente los alimentos radica principalmente en que de estos depende la salud de las personas, la manipulación de alimentos es un hecho que toda la población realiza a diario, sin excepción, incluso cuando no se prepara, se tiene contacto al momento del consumo.

Los alimentos y el trato que se les da son una preocupación frecuente en todas las entidades sanitarias, ya que con una incorrecta selección, conservación, manipulación y preparación de los alimentos, se pueden desencadenar cuadros de enfermedades que en algunas ocasiones pueden ser graves.

Con mayor frecuencia se presentan intoxicaciones e infecciones transmitidas por alimentos, la bacteria que más provoca dichas intoxicaciones es la salmonella, esta se encuentra en aves crudas, los huevos, la carne vacuna y en algunos casos en frutas y vegetales sin lavar.

Otras bacterias, que también produce infecciones frecuentemente son la Escherichia coli y el campylobacter, además con alimentos que no han tenido un correcto proceso de preparación o están demasiado conservados, se pueden transmitir otras enfermedades como el botulismo, la listeriosis, entre otros.

La seguridad de los alimentos depende del manejo que se les dé durante todo el proceso de la cadena alimentaria, es decir desde el momento de la producción hasta el consumo, pero cuando se habla de transmisión de enfermedades, el proceso de manipulación, preparación y conservación son los más débiles y son donde se debe prestar más atención y cuidado.

Precauciones y buenas prácticas:

El la compra: Es importante escoger bien dónde comprar los alimentos, asegurarse que el establecimiento sea un lugar autorizado y cuente con inspecciones periódicas por parte del ministerio de salud pública. Es necesario asegurarse de la legalidad del lugar donde se adquieren los alimentos, la compra de alimentos a productores no registrados es una gran riesgo para la salud, ya que no existen garantías sanitarias.
También es importante revisar las etiquetas del producto, debe contener el origen, los componentes, la fecha de fabricación y fecha de vencimiento.

En la conservación: En este punto es importante revisar la etiqueta del producto para saber cuáles son las exigencias que requiere en cuanto a conservación, también mirar las fechas máximas de consumo.
También, revisa que el refrigerador funcione correctamente, a este, se le debe hacer limpieza frecuentemente, ubica los alimentos crudos lejos de los alimentos cocidos o pre cocidos y en recipiente cerrados. No congele alimentos que ya han sido descongelados previamente.

Las superficies, armarios y herramientas de cocina utilizados en la manipulación de alimentos deben mantenerse limpios y desinfectados. En la medida de lo posible con protección frente a insectos, roedores y animales domésticos.

El personal que manipula. La persona que manipule los alimentos, debe lavar sus manos con frecuencia. En caso de tener alguna herida, esta debe estar vendada, la herida no puede tener contacto con el alimento. Es ideal utilizar ropa distinta mientras se manipula alimentos, los delantales y paños de cocina deben ser lavados con frecuencia.

Te puede interesar: La importancia del gel antibacterial para nuestra salud

Por último, siga estas recomendaciones de la organización mundial de la salud para la correcta manipulación de alimentos:

    1. Lávese las manos antes de iniciar la preparación de los alimentos y confrecuencia mientras los está manipulando.
    2. Lávese las manos después de ir al baño.
    3. Lave y desinfecte las superficies y los utensilios que ha utilizado tras la
      preparación de los alimentos.
    4. Proteja los alimentos y la zona de preparación de las comidas de insectos, roedores y animales (perros, gatos…)
    5. Mantenga y conserve separados los alimentos crudos y los cocinados, tanto en la cocina, en la despensa y armarios, como en la nevera
    6. Utilice utensilios distintos para los alimentos crudos y cocinados o los lave antes de volver a usarlos.
    7. Prepare los alimentos asegurándose de su cocción completa (superando los 70 grados en su zona central). En especial huevos, pollo, carnes y pescados, superando los 70 grados en su zona central
    8. Recaliente completamente los alimentos superando de nuevo los 70 grados.
    9. No deje los alimentos a temperatura ambiente por más de 2 horas. Mételos en la nevera inmediatamente tras su preparación si no se van a consumir inmediatamente.
    10. No guarde durante mucho tiempo los alimentos. Respete las garantías de conservación de los alimentos congelados que marca su congelador.
    11. No descongele los alimentos a temperatura ambiente. Hágalo en la nevera.

Por último, para hacer más sencillo este proceso, utiliza los productos adecuados para el proceso de limpieza y desinfección. Bien sea en la planta de producción o el punto de venta.
Flow Chem es el aliado perfecto para ayudarte a garantizar la inocuidad de los alimentos. Gracias a una amplia gama de productos de limpieza y desinfección que permiten mantener en óptimo estado las superficies donde se manipulan los alimentos, así como los utensilios para que los productos puedan ser consumidos por las personas.

Abrir chat
1
Funciona con Join.chat
¿En qué podemos ayudarte?